BRIGADA FEMINISTA INTERNACIONAL A CUBA
Testigos de una revolución vibrante en estado de sitio

por Linda Averill

"Creemos en el socialismo". Esta declaración pintada en colores en un hangar del aeropuerto José Martí de La Habana nos dio la bienvenida a la Brigada Feminista Internacional el 20 de septiembre. A lo largo de nuestra emocionante estancia de 12 días, los cubanos en todas partes reiteraban esta opinión al mismo tiempo que reconocían los graves problemas causados por la crisis económica de la isla.

Nuestra aventura de la primera mañana nos llevó a algunos de nosotros a hablar con un pensionado afrocubano que disfrutaba de la vista desde la muralla del malecón. Como todos los cubanos, él tiene seguro médico general y gratuito, y como muchos, tiene su propia casa.

"Estamos peleando por el derecho de elegir nuestro propio sistema", nos dijo. "Éste nos funciona. Hemos vivido en el capitalismo y no vamos a volver a él."

Prueba inspiradora de que la vida puede ser mejor. Integrada por más de 50 mujeres y hombres de Australia, Canadá, Sudáfrica y EEUU, nuestra brigada multiracial fue un proyecto conjunto de Mujeres Radicales (RW) y la Federación de Mujeres Cubanas (FMC), las cuales nos acogieron con gran cortesía y calor humano.

Viajamos a Cuba con un equipo de líderes compuesto principalmente de mujeres de color para contemplar con ojos propios los logros de la revolución de 1959 y el impacto de varias de décadas de bloqueo por parte de EEUU.

En grupos más pequeños visitamos tres provincias - Pinar del Río, La Habana y Matanzas - y asistimos a distintos establecimientos tales como un centro de investigación de vacunas, un hospital psiquiátrico y un sanatorio de SIDA. (Los futuros artículos del FS reportarán en detalle acerca de muchas de las cosas que observamos.)

Nuestras experiencias nos hicieron muy conscientes de la libertad e igualdad de la que gozan los cubanos debido a su economía nacionalizada, la cual elimina los fines de lucro y da prioridad a las necesidades y crecimiento humanos.

En un centro comunitario del FMC en La Habana, afrocubanos nos hablaron de la base institucional que sustenta las avanzadas relaciones raciales de ese país: la educación universitaria es gratuita, nos dijeron, y leyes estrictas impiden la discriminación.

En Matanzas, en la clínica médica Tamara Bunke, nos enteramos de que los programas de ejercicio para abuelas y las visitas a domicilio de los doctores y dentistas son parte del sistema médico general. Rita Rodríguez Sajardo, nuestra guía del FMC, nos explicó cómo en toda la provincia se trabaja para alcanzar los objetivos tal como el mantener baja la tasa de mortandad infantil.

El embargo causa dificultades día a día. Sin embargo, Rodríguez Sajardo añadió: "Nosotros tenemos menos medicinas y más dificultades durante el Periodo especial."

El Periodo especial es la ruina económica generada por la caída del bloque soviético - cuyo comercio con Cuba ascendía a un 80 por ciento del total del país - y por los efectos acumulativos del bloqueo de los Estados Unidos intensificado recientemente.

El gobierno cubano está ejerciendo un esfuerzo colosal para resolver la crisis de escasez de bienes y de inflación de precios, pero los estragos del bloqueo todavía afectan a todos, particularmente a las mujeres y a los niños.

•En una guardería estatal de Matanzas, los juguetes de los niños de tres años que presentaron una obra de teatro estaban hechos de botellas plásticas de leche recicladas. •La escasez inhibe un esfuerzo constante de que los hombres compartan las obligaciones domésticas. La causa es que muchas mujeres son renuentes a delegar las tareas del hogar a los hombres porque temen que éstos, por no tener experiencia, desperdicien recursos valiosos tal como el aceite de cocina. •La revista Mujeres del FMC, la cual ha tenido un papel muy importante en la reestructuración del papel de la mujer en la sociedad, ha tenido que suspender temporalmente su publicación debido a la falta de papel.

Acercándose más y más a la defensa de Cuba. Nuestra comprensión de Cuba se profundizó durante una conferencia de solidaridad patrocinada por la FMC y RW en La Habana el 26 y 27 de septiembre.

Hablando franca y apasionadamente, más de 100 participantes hablaron acerca de la liberación gay, de la familia nuclear, del incremento en la prostitución en Cuba, del sectarismo dentro del movimiento de solidaridad y de la relación entre raza, sexo y clase.

El punto álgido fue la aprobación de una resolución de lucha que condena el imperialismo de los Estados Unidos y que explica por qué el destino de Cuba es crucial para las clases trabajadoras de todo el mundo.

Los brigadistas ya están poniendo en marcha las campañas descritas en la resolución. (Véanse los artículos a continuación.)

En octubre, el brigadista Stephen Durham regresó a La Habana para asistir a un congreso internacional llamado "El Socialismo hacia el Siglo XXI," en el que recomendó una reestructuración mundial de las fuerzas de izquierda dirigida por Cuba para defender a ésta y para erigir el socialismo mundial.

Además, en noviembre, los brigadistas australianos presentaron la resolución de la FMC y RW en el Congreso de Mujeres y del Trabajo.

Grandes peligros y grandes oportunidades. Los cubanos han mantenido su avance hacia el socialismo a través de su ingenio y de la seriedad de su compromiso. Sin embargo, como lo expresó la brigadista Debbie Brennan de Melbourne, "Las estructuras sociales se están deteriorando debido a la presión de las medidas del 'mercado libre' y de los daños que ocasionan -- la prostitución, la desigualdad y el crimen."

La historia ha demostrado que ningún estado obrero víctima del aislamiento y del asedio por parte de las naciones capitalistas ha podido sobrevivir indefinidamente, no importa qué tan valiente y osada sea su gente. La Cuba revolucionaria está en peligro y sólo la solidaridad mundial, y finalmente la revolución mundial, podrán destruir los obstáculos que amenazan con destruirla.

El futuro de Cuba es de una gran importancia para las feministas, los trabajadores y los socialistas. Para todos los marginados, esta isla de 11 millones de gente se yergue como modelo del triunfo de la cooperación y de los valores humanos sobre la competencia despiadada y el violento celo de lucro de las corporaciones. La lucha para salvar a Cuba es la lucha para salvar al planeta entero del retorno al barbarismo y para introducir una era de paz y prosperidad comunes.

Como lo expresara en muchas de nuestras reuniones la brigadista sudafricana Gertrude Fester con el puño en alto: "¡Viva Cuba, viva el socialismo!"


El congreso de La Habana une a las feministas en contra del bloqueo

Este bloqueo es el primero en la historia que incluye alimentos y medicinas y es un acto de guerra". Esta fuerte declaración se incluye en una resolución aprobada por participantes del Congreso de Solidaridad de la Brigada Feminista Internacional, realizado el 26 y 27 de septiembre en La Habana. Este osado documento explica las razones por las cuales para la gente marginada tiene consecuencias la supervivencia de la revolución cubana; además asigna a los participantes tareas específicas en colaboración con la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) y las Mujeres Radicales (RW). Éstos son algunos de los puntos incluidos:

•Divulgar información sobre los efectos devastadores del bloqueo, especialmente en el caso de mujeres y niños; exigir su eliminación. •Realizar campañas de reclutamiento de sindicatos y organizaciones feministas para defender a Cuba y romper el bloqueo. •En EEUU, colaborar con otros grupos de solidaridad para revertir el apoyo al bloqueo del AFL-CIO. •Anunciar y participar en el Congreso Internacional para el Encuentro de Mujeres en pro de la Solidaridad en La Habana; colaborar allí con la FMC para promover acciones concretas en contra del bloqueo. •Esforzarse por realizar reuniones de delegados de la FMC y RW de varios países y ciudades cada dos años; continuar el intercambio de información, documentos y correspondencia.

Para obtener una copia de la resolución y para brindar tu apoyo o para participar en estos proyectos, favor de contactar a la Brigada Feminista Internacional. (Véase el cuadro anterior.)

¡Llamado a la acción!

En su junta de enero o marzo el Consejo Ejecutivo del AFL-CIO considerará tres resoluciones referentes a Cuba. Se discutirán y se votará en el caso de dos resoluciones en pro de Cuba propuesta por organizaciones laborales de los estados de Washington y California y de una resolución en contra de Cuba originaria del estado de Florida.

Se necesitan urgentemente cartas y resoluciones de otros sindicatos y consejos exigiendo que el AFL-CIO revierta su apoyo al siniestro bloqueo de los EEUU. Para obtener un paquete de información, favor de contactar la Brigada Feminista Internacional, o de escribir directamente al Consejo Ejecutivo del AFL-CIO: 815 16th Street N.W., Washington, D.C. 20006.

Cubanas hablan del presente y futuro de la isla

Ada R. Benítez Colao ~ Central de Trabajadores de Cuba

"Debemos incrementar el apoyo de los sindicatos de Estados Unidos y de todo el mundo para eliminar el bloqueo. Así, en el futuro podremos sentarnos juntos y hablar acerca de cómo crear un mundo mejor."

Rebeca Cutié Cancino ~ Federación de Mujeres Cubanas

"El resurgimiento de la prostitución está ligado al incremento del turismo. Las necesidades económicas nos fuerzan a abrirnos y entonces los capitalistas vienen a buscar cosas que existen en su propio país. Es doloroso ser testiga de esta situación."

Magalys Arocha Domínguez ~ Federación de Mujeres Cubanas

"Durante el Periodo especial, la escasez se volvió un gran problema. El transporte casi desapareció, después llegaron los apagones y ahora los niños sólo tienen un uniforme que se debe lavar todos los días. Esta situación se ha convertido en un reto a la creatividad de las mujeres."

Gladys Egües Cantero ~ Periodista

"Llevamos un buen rato trabajando en el problema de la imagen de las mujeres en las revistas y en el radio. Hoy día, el espacio y tiempo dedicados a esta tarea han sido reducidos debido a la crisis económica."